De corte sobrio, con formas redondas y con brazos apenas visibles, las luminarias de la colección Carmen nos recuerdan a las grandes luminarias de la Edad Media. Por otro lado, la decoración de las piezas y el juego de cristales recuerdan más a la ostentosa época barroca.

Gracias a los variados tamaños la colección Carmen es ideal para salas pequeñas por los modelos de 3, 4, 5 y 6 luces. Si disponemos de un salón amplio, podemos optar por Carmen 24 y hacer de la luminaria el centro de atención.

La colección Carmen está compuesta por 8 piezas: 5 luminarias de araña de diferente tamaño y cantidad de luces, una luminaria colgante, una sobremesa y un aplique de pared. Las distintas decoraciones aportan diferentes tonos adaptables a cualquier decoración del hogar.

Decoraciones disponibles: patina brillo, marfil oro, níquel brillo, níquel mate, mármol carrara y óleo envejecido.